EL CAMINO DE LOS MEJORES

Por 0 Permalink 0

Esta vez pasó lo que se suponía iba a pasar, ganó el favorito y ganó bien. Joel Álvarez no fue capaz de poner en excesivos aprietos a Damir Ismagulov y acabó perdiendo en su debut en el UFC. Aunque ya eso -el debutar- era una victoria. La primera de ellas para Joel. Llegar al UFC no es una broma, no muchos en este país lo han logrado.

Un aspecto positivo fue el conseguir que su altamente preparadísimo rival modificara su forma de pelear. Ismagulov no buscó en ningún momento el derribo, algo inusual en él. En su esquina no querían exponerse ni por asomo a la amenaza sometedora del de Gijón a ras de lona. Ni cuando Damir atrapó alguna pierna en las patadas buscó aprovecharse de ello. Raro en un buen derribador.

Uno de los golpes más duros recibidos por Joel.

Aparte, ‘El Fenómeno’ demostró tener buena quijada durante la pelea. Se comió algunos golpes con poder de KO y siguió compitiendo, porque sí, competir compitió. Los tres jueces vieron tres asaltos de nueve en una época ‘judicial’ en las contiendas del UFC donde los ochos aparecen más frecuentemente que nunca.

A partir de ahí, llegó la derrota, nadie puede discutir que Joel fue inferior a Damir. Primero, quizás sorprendido porque el ruso no buscara nunca el sótano y después por las superiores prestaciones técnicas del oponente en el manejo del boxeo.

Ahí es donde se vio claramente el camino que ha de recorrer de aquí en adelante ‘El Fenómeno’. Un camino para ser mejor luchador.

El asturiano no pudo ni supo cambiar el relato de la historia de la que era coprotagonista. ¿Si la pelea no va abajo como esperas, por qué no haces nada para llevarla allí? ¿Si estás perdiendo los dos primeros asaltos, por qué no te vas a la guerra a morir con las botas puestas?

Sencillamente porque aún no está preparado para ello.

Por eso, el gran Joel ha de seguir aprendiendo de los mejores entre los mejores. Si se está en el UFC, hay que estudiar y practicar con la gente del UFC. Ese es el camino, ese es el sacrificio. Solo depende de uno.

 

 

 

Creo que desde mi trinchera también puedo ayudar en la batalla para hacer crecer el UFC y las MMA en España.

Comentarios

Sin comentarios todavía.

Hacer un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *